Prevención del cáncer: cómo mantenerse alejado del cáncer con una dieta saludable

0
6
Prevención del cáncer: cómo mantenerse alejado del cáncer con una dieta saludable

Mantenerse en forma y saludable debe ser un mantra de la vida para prevenir todo tipo de enfermedades como la presión arterial, la diabetes y el cáncer, etc. El cáncer es una enfermedad muy grave que a veces se vuelve fatal si no se detecta en las primeras etapas. La aparición de esta enfermedad se puede prevenir tomando pocas medidas.

El primer paso a tomar es cambiar los hábitos alimenticios. Los alimentos nutritivos deben incluirse en la comida diaria para mantenerse saludable. Se deben incluir verduras crucíferas como la coliflor, la col, la col rizada, las coles de Bruselas, que son una rica fuente de vitaminas, minerales y fibras. Los tomates ricos en vitamina c deben tomarse junto con el desayuno de huevos de la mañana, la zanahoria rica en beta caroteno tiene propiedades antioxidantes que actúan sobre los radicales libres de las células cancerosas y evita su multiplicación.

Las verduras de hoja verde, la soja, el tofu, etc. deben ser parte de nuestra comida. Sin embargo, uno debe considerar que la ingesta excesiva de nutrición también conduce al cáncer, por lo tanto, debemos tener una comida equilibrada. Las verduras deben tomarse en forma cruda, hervida o ligeramente salteada, ya que se cree que las galletas destruyen la propiedad nutricional de los alimentos.

Las frutas son otra fuente rica de vitaminas y minerales que tienen propiedades anticancerosas. Las toronjas, las naranjas ricas en vitamina C ayudan a eliminar los carcinógenos del cuerpo. La papaya es otra fruta que impide la absorción de nitrosaminas del suelo o alimentos procesados ​​que son cancerosos. Los jugos de frutas frescas también son muy beneficiosos. Sin embargo, se debe tener cuidado al elegir frutas frescas cultivadas orgánicamente. Deben evitarse los jugos de fruta envasados ​​ya que tienen un alto contenido de azúcar innecesario, son ricos en calorías y tienen un valor nutricional inexistente.

Los alimentos fibrosos como el salvado, el trigo integral, las legumbres, la manzana y los duraznos se deben comer a diario. Esto ayuda a evitar el cáncer de intestino, colon, recto y estómago. Los alimentos procesados ​​como pan, carne de almuerzo, salami, obleas de papa deben tomarse en cantidades mínimas. Estos alimentos son ricos en sal y ácidos grasos. Su valor nutricional es cero. Causan obesidad, lo que provoca cáncer en el estómago, el colon, los riñones, la vesícula biliar, el páncreas, etc.

La sal y el azúcar deben tomarse con moderación. La ingesta excesiva de sodio no es saludable y también lo es el exceso de azúcar que agrega calorías vacías. Lea la carne como carne de res, cordero y cerdo que se debe tomar una vez por semana en menos cantidad. Los no vegetarianos deben incluir más pescado en su dieta diaria, ya que tiene beneficios contra el cáncer. El aceite de pescado también está destinado a reducir el riesgo de cáncer. Se debe aumentar la ingesta de agua para eliminar las toxinas del cuerpo.

El consumo de alcohol debe ser moderado ya que la ingesta excesiva conduce a cáncer oral y cáncer de garganta, laringe y linfa, etc. Los fumadores deben tener mucho cuidado y reducir el consumo de tabaco.

Estar saludable es lo más esencial para una vida feliz. Pocas prevenciones y cuidados adicionales pueden asegurar una larga vida para un individuo. Por lo tanto, uno debe tener cuidado de comer una dieta saludable con moderación y hacer ejercicio a diario. Coma comida chatarra pero de vez en cuando.

¡A tu salud!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here